Preguntas Frecuentes

FAQ

Preguntas Frecuentes

Los soportes de motor y transmisión son desarrollo a base de hule y ante su constante exposición a cambios bruscos de temperatura, ozono, contaminación de aceites, grasas y combustibles afecta su vida útil, por eso es recomendable hacer un cambio cada 35 mil kilómetros para garantizar su perfecto funcionamiento.
Uno de los síntomas más comunes de un soporte desgastado es la excesiva vibración del motor, especialmente bajo una fuerte aceleración y/o revoluciones del motor, es decir cuando los movimientos del motor son más pronunciados. Esto se debe a que los soportes desgastados no pueden absorber la vibración o la carga del motor, como resultado, la vibración se transmite al cuerpo del vehículo y en el interior del mismo.
Un soporte severamente flácido o roto hará el motor balancearse hacia adelante y hacia atrás sobre todo en aceleración.
La vibración constante del motor hacen que el hule se endurezca, como resultado de la edad, el ozono y los cambios bruscos de temperatura, todo ello provoca que el hule endurecido se agriete o se separe del acero al que está unido.
Los soportes hidráulicos pueden llegar a tener perforaciones o desgarres en el hule, permitiendo que el fluido hidráulico comience a gotear, de tal manera que el hule cede ante la aceleración del motor, resultado de esto hay más vibración, la cual se transmite directamente al chasis.
Otro síntoma común es la falta de alineación de las flechas, tan solo con 1/4 " de desalineación de un soporte dañado, puede hacer que la flecha quede fuera de línea por 1 "o más añadiendo tensión al tren motriz.
Los soportes de motor y transmisión APA se fabrican para cumplir y superar los requerimientos de la manufactura de Equipo Original.
  • Los soportes están recubiertos de polvo negro para resistir la corrosión.
  • La dureza del Hule está diseñada para requerimientos específicos de cada vehículo.
  • Las uniones de Hule-Metal utilizan la adecuada composición de Chem-Lok.
  • Aceleración
  • Calor y temperaturas bajas
  • La antigüedad y el ozono
  • Vibración del motor
  • Frenado
  • Daños por colisión
Puede dañar las varillas del acelerador, la alineación de la transmisión y la flecha de velocidad constante, puede presentar fugas el escape y causar daños en el ventilador del motor.
Las varillas del acelerador se atoran debido a la falta de alineación. Cuando un soporte está desgastado o dañado, ya no puede mantener el motor en su posición correcta, por lo que durante la aceleración se puede levantar y provocar que las varillas que se atoren y que la palanca de velocidades se trabe en casos extremos.
Un soporte flácido o doblado puede causar desalineación en la transmisión provocando un desplazamiento forzado, así como el cambio de velocidades inadecuadas e incluso causa que la transmisión se deslice.